grabación de un evento

GRABACIÓN DE EVENTOS (Cómo grabar un evento en directo)

Contenido

GRABACIÓN DE EVENTOS

Cómo grabar un evento en directo.

Existen varios tipos de eventos: grandes, medianos y pequeños. Algunos se graban con una o varias cámaras, otros se realizan en interiores o exteriores, de día o de noche. Cada evento tiene sus propias características y preferencias, pero todos comparten una particularidad: se graban en directo, sin posibilidad de repetición en caso de fallos. La grabación ocurre en tiempo real y es esencial capturar el evento de la mejor manera posible.

Aunque un evento pequeño pueda parecer más sencillo, en realidad tiene la misma complejidad que uno con múltiples cámaras. De hecho, a veces es más fácil resolver problemas cuando hay más cámaras y operadores, aunque también aumenta la probabilidad de cometer errores. Por ello, considero crucial tener un protocolo de trabajo que se siga siempre en el mismo orden, creando así un esquema mental claro y eficiente. Esto incluye revisar el equipo el día anterior, llegar con suficiente antelación al lugar del evento, montar los equipos de manera ordenada (primero trípodes, luego cámaras, colocar cinta para los cables, probar la imagen con el formato de grabación, balance de blancos, sonido, etc.). Este método asegura que todo esté en orden y permite calcular mejor el tiempo necesario para el montaje.

Es importante tener en cuenta que siempre habrá imprevistos: problemas de formato, iluminación, sonido, etc. La clave es mantener la calma, identificar los problemas y resolverlos sin precipitarse, ya que la prisa puede ser contraproducente. Como decía mi maestro: «con prisa, pero con calma».

La comunicación con el cliente también es fundamental. A veces, las personas tienen miedo de admitir problemas y pretenden que todo va bien para no dar una mala impresión, pero esto no funciona así. Si surge un problema, es mejor hablarlo inmediatamente con el cliente, ya que él también quiere que todo salga bien. Pidiendo ayuda, es posible que alguien más pueda resolver el problema mejor que uno mismo. Por eso, la comunicación es esencial.

En cuanto a la grabación, es importante evitar demasiados movimientos artísticos, cambios de plano o cortes excesivos. Hay que entender el contexto y capturar lo que está sucediendo, manteniendo el plano, aunque no sea la toma perfecta. Cambiar de ángulo para mejorar el encuadre puede hacer que pierdas momentos importantes. El contenido es, sin lugar a dudas, más importante que la forma.

En conclusión: Para garantizar una cobertura completa de cualquier tipo de evento, es esencial contar con un protocolo de trabajo eficaz y una comunicación fluida con el cliente. Desde la preparación previa hasta la ejecución, cada detalle cuenta para asegurar que la grabación en directo sea exitosa. Independientemente de si se graba en interiores o exteriores, con una o varias cámaras, la clave es mantener la calma y adaptarse a los imprevistos. Al seguir estas prácticas, no solo se logra una grabación de alta calidad, sino que también se garantiza la satisfacción del cliente y la captura fiel de los momentos más importantes del evento.

Tags:
Antonio Savinelli
info@savinellifilms.com

Me apasiona el mundo del cine, siempre busco la excelencia en cada trabajo que realizo.